Ricardo Caruso Lombardi dialogó con Deporte Interno sobre el presente de la selección argentina de cara a los Juegos Olímpicos. El entrenador consideró que le dan chances a exfutbolistas que no hicieron grandes campañas como técnicos, pero que convencen porque “agachan la cabeza y dicen todo que sí”.
Sobre su postulación para la albiceleste explicó que lo llena de orgullo el pedido popular, pero que no está en los planes porque sería un problema para los dirigentes si regresara con la medalla dorada. “Por lo menos me quedo con el cariño de la gente”, señaló.